Cultura

¿Cómo bajar del high?

pexels-pavel-danilyuk-8551199

¿Cómo bajar del high?

¿Qué sucede en nuestro cuerpo cuando nos pasamos de la dosis habitual de Cannabis o sus derivados? ¿Hay alguna manera de neutralizar más rápido estos efectos? Hagamos un análisis. Cuando fumas dabs o porro, los cientos de cannabinoides que se encuentran en tu planta o concentrados entran al ducto sanguíneo a través de tus pulmones y comienzan a interactuar con tu sistema nervioso endocannabinoide (el sistema de conexiones neurológicas en nuestro cerebro y en otras partes del cuerpo que permite que experimentes y disfrutes los efectos de la planta de Cannabis).

Muchas cepas están siendo cultivadas con cantidades altísimas de THC lo que podría llevar a usuarios casuales a estados psicoactivos sobrecogedores. Con los comestibles, la Delta-9-THC es digerida y convertida por tu hígado a 11-Hydroxy-THC, la cual es una pequeña molécula que puede más fácilmente enlazarse con tus receptores endocannabinoides y posibilitar que se prolongue una fuerte sensación de medicación.

Hay receptores CB1 y CB2 en nuestro cuerpo con los cuales los cannabinoides interactúan para resaltar los efectos positivos de la planta en cualquiera de sus formas de consumo. El THC y el CBD son sólo 2 de los más famosos cannabinoides, pero también existen docenas de terpenos que ayudan a la formación de otros compuestos como THCA, CBG, y CBN que pueden interactuar con tu sistema endocannabinoide, es sorprendente conocer la cantidad de compuestos que podemos extraer de la marihuana. Algunas veces, sin embargo, mucho THC en nuestro sistema puede llevarnos a tener sensaciones de incomodidad, displacer, ansiedad o paranoia. Esto casi siempre le acontece a consumidores nuevos que aún están aprendiendo los límites de su tolerancia a la planta. Pero sin importar cual sea tu nivel de experiencia, te presentamos estos métodos sencillos para reducir el estado psicoactivo de consumo si así lo deseas:

1: Respira: Lo primero que debes hacer si sientes que ya te estás colocando demasiado, es tomar respiros profundos y largos. Un buen consejo para cualquier situación, de hecho. La respiración profunda cambia el balance del pH en tu sangre, incrementa el oxígeno que va a tu cerebro, mejora tu presión arterial y activa el sistema nervioso parasimpático que ayuda a mantenerte calmado.

2: CBD: Si ponerte muy high es algo que quieres evitar, entonces tener un poco de cannabidiol (CBD) en tu casa sea la movida correcta. El CBD es la hermana no-intoxicante del THC y es conocida por reducir los efectos psicoafectivos del THC, ya que interactúa con los mismos receptores CB1 Y CB2, el CBD bloquea la posibilidad de que las moléculas de THC se unan a los receptores, reduciendo los efectos psicoactivos. No importa cuál sea tu método de consumo, el CBD es una forma segura de minimizar los efectos no deseados o sobre potenciados. Así que consume un poco de CBD antes de una buena sesión si te preocupa ponerte muy high.

3: Limón y pimienta: Los compuestos limoneno y cariofileno para ser más específicos. Todo el tiempo estamos hablando de terpenos, y aunque preferimos los terpenos que vienen de la marihuana; los limones y la pimienta son una buena fuente de químicos saludables. Reportes científicos han demostrado que estos compuestos ayudan a aliviar síntomas de displacer asociados a la ansiedad. Mastica pimienta fresca o exprime algún limón en un vaso de agua para una dosis rápida de terpenos que ayudarán a aliviar los síntomas de intoxicación.

4: Raíz de Cálamo: El uso de la raíz de cálamo para mitigar los efectos secundarios no-deseados de la flor de Cannabis se remonta a la tradición medicinal ayurvédica; una práctica de la India de la que tenemos registro aproximado de uso desde hace más de 5000 años. Fumar raíz de cálamo combinada con Cannabis ayuda a neutralizar los efectos tóxicos.

Finalmente, este es un buen momento para retomar la vieja y gastada pregunta: ¿Es posible morir de una sobredosis? No lo es. Nunca en la historia se ha registrado una muerte por sobredosis de cannabis y muchos sospechan que ni siquiera es posible. La respuesta larga y clara requiere de operaciones matemáticas. Los científicos usan una medida llamada LD50 para determinar el rango medio de dosis letales de cualquier toxina, radiación o patógeno; lo que representa la cantidad de sustancia que podría matar a la persona que consuma la toxina la mitad del tiempo de su vida por día. Por ejemplo; el LD50 de cafeína es de aproximadamente 75 miligramos por kilogramo de peso, lo que significa que un adulto de 70 kilos que bebe 75-100 tazas de café en un día tiene un 50% de probabilidad de morir por una sobredosis de cafeína. Para la Cannabis el LD50 en animales (no apoyamos la experimentación animal) *, ha mostrado ser de alrededor de 1000 miligramos por kilo del animal, lo que significa que un adulto de 70 kilos necesitaría consumir alrededor de 70 gramos de THC puro, lo que equivaldría a 90 gramos de hash que estén en un nivel de THC del 80%; todo esto en una sola sentada o sesión de consumo. Como sabemos, eso no pasará.

En Armada Avanzada defendemos el consumo libre: ya sea recreativo y celebratorio, medicinal, terapéutico y ceremonial, o el consumo mesurado y casual de los no-conocedores. Todo siempre debe ser guiado bajo la responsabilidad limitante de que no pongas en riesgo a ningún tercero.

Deja un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Lista de Deseos 0
0
0